Mindfulsex.

 

El mindfulness o atención plena no es una técnica, es una actitud mental de plena concentración y consciencia en el aquí y ahora. Es una actitud en la cual se acepta cualquier pensamiento, sentimiento o sensación que aparece en el campo atencional.

El mindfulness es una capacidad innata en el ser humano que nos permite prestar una atención deliberada y completa a lo que somos, a nuestra experiencia real, y aprender de ella.

Esta capacidad de estar presentes en el aquí y ahora tiene grandes beneficios y aplicaciones en el ámbito de la sexualidad. A menudo, nuestra actitud de atender a varias tareas a la vez, las preocupaciones, el estrés y la tendencia a la rumiación provocan que no podamos estar completamente presentes en nuestras relaciones sexuales, que no estemos completamente concentradas en nuestras sensaciones, y esto puede provocar un distanciamiento tanto físico como emocional de nuestras relaciones íntimas y momentos eróticos.

Me gustaría invitaros a salir de esta desconexión con nuestro presente y también de la focalización de la zona genital y explorar la sexualidad en toda su amplitud, para poder fomentar la inteligencia sexual o erótica. Para realizar esto, me gustaría compartir un ejercicio para practicar en pareja y trabajar la atención plena dentro de un contexto íntimo.

Para realizar el siguiente ejercicio, por turnos, un miembro de la pareja se tapará los ojos y el otro guiaría el ejercicio. Es importante buscar un momento tranquilo y preparar el ambiente adecuado para realizar este ejercicio:

  • Adivinar qué fruta es con atención plena: el ejercicio consiste en entregar una fruta a nuestra pareja con los ojos cerrados, la ponemos en su mano y le proponemos observar las sensaciones a través de los sentidos; empezando por el tacto, cuál es su textura, después su olor, escuchar si hace algún tipo de sonido, y qué siente cuando entra en su boca, su sabor, la sensación de las encías, de los dientes, pidiéndole que observe, sensación a sensación, momento a momento y descubrirá muchas más cosas de la fruta. Mientras observa le recordaremos que si aparece algún pensamiento lo deje pasar y se centre en la fruta y las sensaciones. El principal objetivo no es adivinar la fruta, si la reconocemos en seguida, es importante no decirlo y concentrarse en las sensaciones y tomarnos nuestro tiempo para disfrutarlas a través de todos nuestros sentidos.

Es importante que podemos disfrutar de nuestra sexualidad sin plantearnos objetivos ni expectativas, simplemente viviendo el momento, siendo una con la acción. Es importante implicar todos nuestros sentidos en nuestra sexualidad, teniendo en cuenta que el órgano más importante para nuestra sexualidad es el cerebro.