ORGASMO

Hay muchas leyendas y creencias alrededor de esta efímera sensación; todas las relaciones tienen que acabar en un orgasmo, el hombre debe durar minimo media hora para eyacular, que es mejor un orgasmo simultaneo; que hay dos tipos de orgasmos: Orgasmo clitorial y orgasmo vaginal. Pero un orgasmo es un orgasmo, no importa el camino que se tome para llegar a él…. Todos estos mitos dificultan vivir la sexualidad de una forma placentera, ya que se convierte el acto, en un examen.

Me gustaría hacer algunas reflexiones sobre estas sensaciones:

Por un lado decir que cada orgasmo es único. Y si llega, bienvenido sea, no importa tanto la forma.
No es obligatorio que haya un orgasmoen cada cto sexual. Hay muchas relaciones sexuales donde no aparece y la persona hace una muy buena valoración de la experiencia.

He encontrado personas en terapia que nunca en su vida han experimentado esta sensación.
Cuando una persona quiere descubrir la experiencia se trabajarán en terapia aspectos sexuales pero también otros que no lo son, primero descartar aspectos psicológicos que pueden estar afectando.

En la sexualidad se trabaja creencias, pensamientos, educación sexual (aprender cómo es su sexo ..), comunicación. Que aprenda que la sexualidad es como jugar, por lo general cuando un niño juega tiene como objetivo pasárselo bien, no se puede controlar, poner demasiadas reglas, buscar “ganar”.

Si imaginamos un orgasmo como la gota que cae del vaso una vez está lleno. La idea es conseguir ir rellenando este vaso, la gota ya caerá sola cuando esté lleno.

Pero siempre teniendo en cuenta la gran premisa de la sexualidad. LA UNICA PERSONA RESPOSABLE DE TU PLACER ERES TU MISMO / A.

La idea no es poner demasiada atención en la búsqueda de orgasmo y no disfrutar de toda la experiencia.

A más te conozcas, más sabrás de ti. Sabrás cuales son los caminos que te pueden llevar al placer. Y más podrás guiar a tu pareja a que te ayude a llegar a esta sensación, pero si no llega puedes disfrutar mucho de esta experiencia.