No llego al orgasmo. Cuando el placer se aleja.

orgasmo

Es difícil definir qué es un orgasmo. Si le preguntas a la gente, a parte de encontrarte con que la mayoría se ruborizan, cada una de las personas a las que le preguntes te dará una definición diferente. No obstante, tendemos a pensar que, en el momento en el que llega el orgasmo, simplemente lo sabemos. Es aquél momento en el que pierdes el mundo de vista y el placer se vuelve tan intenso que no controlas tu cuerpo. O no.

Como decía, cada uno experimenta los orgasmos de una manera diferente. Incluso la misma persona puede llegar a experimentar diferentes tipos de orgasmos, con diferentes intensidades, en función de su estado de ánimo, de qué zonas estimule, de con qué se estimule, de si está acompañada o sola, del ambiente, de la comodidad… un sinfín de condicionantes que hacen que cada experiencia de orgasmo sea una diferente a la anterior.

Pero “yo no llego al orgasmo”

Aunque nos pueda parecer extraño, hay muchas personas que no llegan al orgasmo aunque se estimulen y hagan “todo lo que tienen que hacer” para llegar hasta esa cima de placer erótico infinito. Si bien es cierto que a algunos hombres les sucede, me voy a centrar en el orgasmo femenino a partir de ahora, ya que la mayoría de casos que veo en consulta de incapacidad para llegar al orgasmo son femeninos, así que me permitiréis la generalización femenina esta vez.

Muchas mujeres acuden a consulta porque se sienten incapaces de llegar al orgasmo.

“Todo va bien, me excito, me encanta estar con mi pareja, me estimula bien y todo es agradable, pero llega un momento en el que, de repente, ya no siento nada. No he experimentado esa sensación de “subidón” y ya estoy de bajada, y luego ya no me apetece continuar. Es muy frustrante”.

Esta experiencia, en efecto, es vivida por las mujeres que la sufren como muy agobiante, muy frustrante, porque sienten que la relación sexual no acaba de quedar completa y, a pesar de que la han disfrutado mientras estaban excitadas, el hecho de que acabe tan abruptamente hace que cada vez les queden menos ganas de repetir.

¿Por qué no llego al orgasmo?

No es una pregunta fácil de responder. Como casi todos los casos en psicología y en sexología, no hay una respuesta clara ni definitiva. El hecho de que una persona no llegue al orgasmo puede deberse a muchos factores que, a menudo, se interelacionan entre ellos y conforman el síntoma, en este caso, no llegar al orgasmo.

Porque, en efecto, cuando una mujer no llega al orgasmo no estamos hablando de una patología aunque si lo buscáis por la red, seguramente os saldrá un diagnóstico de “anorgasmia”, pero yo prefiero no ponerle etiquetas. En todo caso, la anorgasmia, o la dificultad para llegar al orgasmo, como decía, es un síntoma de que hay algo en esa mujer que hay que solucionar.

Ese “algo” podría ser algo orgánico o físico, sí, pero en la gran mayoría de los casos se puede descartar el origen físico de la incapacidad para llegar al orgasmo. Normalmente se recomienda en las primeras sesiones que la mujer se haga un estudio del estado de su suelo pélvico para descartar este tipo de problemáticas, que en caso de existir precisarían un tratamiento combinado de psicoterapia y fisioterapia de suelo pélvico.

Cuando se ha descartado ese “algo” orgánico, nos encontramos ante una marea de “algos” psicológicos, experienciales o vivenciales. Como lo queráis llamar. Normalmente la base de la incapacidad para llegar al orgasmo suele estar en el miedo o la ansiedad.

El orgasmo, como decía al principio, es un momento para dejarse ir, abandonarse y disfrutar sin pensar en nada. Y esto que parece tan bonito y bucólico, no es nada fácil. A muchas personas les cuesta mucho asumir que deben “dejarse llevar”, suelen ser personas que necesitan tenerlo todo bajo control, no perder el mundo de vista en ningún momento. Suelen ser personas que como se suele decir “duermen con un ojo abierto”. Si no somos capaces de dejarnos llevar, es muy difícil que lleguemos al orgasmo.

Por supuesto hay muchos otros “algos” que pueden estar influyendo (malas experiencias, estar pasando por un momento vital especialmente complicado, culpabilidad, malestar en la pareja…), pero en casi todos ellos subyace esta incapacidad para “dejarse llevar”.

Las claves del orgasmo femenino

El proceso para entender el orgasmo femenino y recuperarlo o conseguirlo por primera vez suele ser largo e implica un proceso de autoconocimiento bastante intenso, pero a la vez muy gratificante para las mujeres que deciden empezar a trabajar en ello.

En breve tendremos la oportunidad de hablar de todo ello en un taller pensado especialmente para todas aquellas mujeres que quieran conocerse un poco mejor. El próximo sábado 11 de Abril de 10:00h a 18:30, en el Centro Dendros, realizaré un taller sobre el orgasmo femenino que pretende ser un espacio de conocimiento, así como para compartir experiencias, en la medida en la que cada una se sienta a gusto. Este taller está pensado por y para mujeres exclusivamente.

Aún quedan algunas plazas, si quieres apuntarte o necesitas más información, simplemente rellena este formulario y nos pondremos en contacto contigo para explicarte todo lo que necesites y facilitar tu asistencia a este taller.

Taller - Escuela de sexo I

* campos obligatorios